Brandnertal – La montaña amable.

Voralberg es uno de los 9 estados federales (Bundesländer) de Austria, el que está situado más al oeste del país, rodeado en su mayor parte por Suiza (y Liechtenstein) excepto por el este, que limita con el Tirol.

Al igual que su estado vecino (Tirol) e imitando su gestión, 41 dominios esquiables se han unido para lanzar una magnífica oferta por la que es posible utilizar las instalaciones de todos estos dominios comprando un pase de temporada conjunto al que se le ha denominado el Drei Täller Pass (El pase de los tres valles)

El 3tälerpass, es válido para todas las estaciones de esquí del Voralberg y algunas del Tirol. Y por un poco más se incluyen las estaciones del Alberg en el lote (estaciones míticas como Sankt Anton o Lech). Una oferta que por 465 € (408 € si se compra por anticipado) se puede disfrutar ilimitadamente durante toda la temporada.

Una competitiva propuesta inimaginable en nuestro esquí patrio, donde lo más parecido que se puede encontrar es la oferta que en su día sacó Aramón para poder esquiar en las siete estaciones aragonesas, aunque a un precio visiblemente superior a la apuesta austriaca.

A continuación os muestro la oferta de precios:

Precios del forfait de temporada del 3tällerpass

Precios del forfait de temporada del 3tällerpass

Muy a tener en cuenta en el caso de querer esquiar en esta zona durante dos o más semanas, aunque no sea de forma consecutiva. Interesante sobre todo porque te da la libertad de elegir la estación en función de las condiciones de nieve y del tiempo reinante en cada momento.

Alternativamente hay una opción de sacarse el pase de los tres valles para varios días en vez de para una temporada, pero hay que prestar atención porque en este pase no están incluidos todos los dominios del Land sino sólo aquellos que pertenezcan al Bregenzerwald.

Precios del 3tällerpass para varios días.

Precios del 3tällerpass para varios días.

Precios para dos días y medio, donde el medio día es el último y empieza a contar a partir de las 11.30 h., precios de hasta 13 días, más significaría que puede compensar comprar el pase de temporada (en la oferta indican que se debe preguntar ya que los precios variarán dependiendo de si es temporada alta o baja), pases que son válidos para cualquier día de la temporada, pases de dos, cinco y ocho días NO consecutivos y todos ellos válidos para las siguientes estaciones, todas ellas pertenecientes a la región de Bregenz:

Möggers – Buch – Alberschwende – Sulzberg – Riefensberg – Hittisau/Hochhäderich – Balderschwang – Sibratsgfäll – Hittisau – Egg/Schetteregg – Bödele – Andelsbuch/Bezau – Bizau – Reuthe – Damüls-Mellau – Diedamskopf – Warth/Schröcken – Kaisers – Holzgau – Bach/Jöchelspitzbahn – Elbigenalp – Häselgehr – Stanzach – Boden/Bschlabs – Gramais – Dornbirn/Ebnit – Faschina – Sonntag/Stein – Raggal.

Tener cuidado con esto porque Puros, con el que coincidí un par de días quiso comprar este pase para Brandnertal y se llevó la sorpresa que no era válido y tuvo que adquirir el pase individual para esta estación.

Cuando aquí en España se discute si es bueno o no cobrar una parte del total del precio normal de una única estación cuando ésta no está completamente abierta o si surgen polémicas de si devolver o no un forfait que se compró anticipadamente cuando un día no abren la estación por condiciones meteorológicas adversas, viendo estas magníficas ofertas da la sensación que estamos a años luz en cuanto a oferta de precios y flexibilidad de los mismos y queda en evidencia la escasa oferta que existe en nuestro país.

También da la sensación que las estaciones no tienen la presión de la competencia, porque para cualquiera de nuestras estaciones, ofertando mucha menos extensión esquiable, un pase de temporada es inconcebiblemente más caro que  el precio de este pase.

Nosotros comenzamos nuestro primer día en esta estación de esquí (Brandnertal) que se encuentra a tan sólo 10 km. de Bludenz.

Nuestra primera misión: Alquilar esquís.

Cuando llegamos a Bludenz el día anterior, intentamos localizar alguna tienda de esquí en la que pudiésemos alquilar material ya que llegamos con el tiempo suficiente para hacerlo.

Como no sabíamos donde podríamos encontrar una tienda y Bludenz tiene un tamaño lo suficientemente interesante como para evitar recorrerla a pie buscando algún local de este estilo, le preguntamos directamente a la persona que dirigía el gasthof en el que nos alojamos y nos dijo que de haber algo sería en el centro comercial de Bürs y nos indicó como ir.

Pues resultó que no, que tampoco ahí se alquilaban esquís, aunque sí que había una inmensa tienda de material, mejor dicho, existían un par de ellas, pero en ninguna se dedicaban al alquiler de esquí.

Esto, como ya comenté en el capítulo anterior, me sorprendió mucho, una ciudad que está apodada como la ciudad alpina no tiene como negocio principal o como una parte importante de su economía el turismo de esquí. Así que si os alojáis en esta ciudad tener presente que os va a costar encontrar una tienda de alquiler de esquís.

Por este motivo decidimos alquilar en la primera estación de esquí que visitáramos y ésta debía encontrarse relativamente cerca de la ciudad para que el último día, cuando nos viéramos obligados a devolver los esquís, no tuviéramos problemas con la hora, ya que en Austria es normal que los comercios cierren a las 18.00 h.

Las dos estaciones más cercanas a Bludenz son Golm y Brandnertal, ambas distan a unos 10 km. por carretera.

Según me habían comentado, la estación de Golm parecía menos interesante por lo que decidimos ir a Brandnertal y allí alquilamos los esquís en una tienda situada en la base del telecabina Dorfbahn.

El precio: 190 € para dos pares de esquís de gama alta y una duración de seis días con opción a cambiar el modelo si no nos gustaban los que nos habían proporcionado.

Cria de llamas en cautividad a la entrada de Brand

Cria de llamas en cautividad a la entrada de Brand

Como ya he dicho, decidimos ir a Brandnertal por la cercanía a Bludenz, ya que así, el último día, para devolver los esquís no tardaríamos mucho, pero resultó que para llegar hay que subir un pequeño puerto de montaña que ralentizaba nuestra marcha. Y para añadir dificultad al trayecto, la carretera estaba nevada, lo que nos obligaba a ser más prudentes de lo normal, porque aunque dispusiéramos de ruedas de invierno nunca hay que bajar la guardia.

No es que fuera algo grave, pero el día que tuviéramos que devolver los esquís, pensamos, tardaríamos algo más de la cuenta. Si alguna vez os encontráis en la misma situación, es mejor ir a alquilar a la estación de Golm, o alguno de los pueblos que se encuentran antes de llegar a esta estación, como pueden ser Sankt Anton im Montafon o Vandans, ya que aquí la carretera va por todo el valle y resulta mucho más cómoda, además de estar a mas o menos la misma distancia de Brandnertal.

La estación de Brandnertal está situada en la montaña que corona el valle del mismo nombre y se puede decir que se compone de tres partes claramente diferenciadas y al que es posible acceder desde dos núcleos de población. Bürserberg y Brand.

Plano de pistas de Brandnertal

Plano de pistas de Brandnertal

La población más cercana es la de Bürserberg, pero decidimos ir a Brand para situarnos un poco más centrados en este dominio de 55 km. de pistas.

Los precios que dan derecho a la utilización de los remontes de la estación son estos:

Precios 2013/2014

Como se puede ver, la flexibilidad es la norma en las estaciones de esquí austriacas, donde se ponen diferentes precios en función de la hora en la que se compra el pase. Además, también ofertan un pase para la gente que se está iniciando que cuesta unos 19 € y al que se puede acceder a partir de las 14.30 h.

Una vez alquilado los esquís y comprado el pase de día, decidimos comenzar nuestra jornada de esquí por la parte de Brand, queríamos conocerla a fondo y luego, si nos diera tiempo, seguiríamos por la de Bürserberg.

Dorfbahn. Fuente: Brandnertal.at

Dorfbahn. Fuente: Brandnertal.at

Subimos por un moderno telecabina, el Dorfbahn, que nos deja a media ladera, para enlazar con una silla, la Gulmabahn que ya nos ofrece el acceso al primero de los valles de esta estación.

Un auténtico jardín de nieve

Un auténtico jardín de nieve

Este primer valle está muy bien aprovechado, servido únicamente por dos remontes principales, el Palüdbahn, un telecabina que parte de la base de la estación, en Innertal, y que te deja a media ladera, y el Glattjochbahn que nos lleva a la parte más alta de la estación.

Entrada al remonte del Gattjochbahn

Entrada al remonte del Gattjochbahn

Quizás sea por el día de niebla que tuvimos o quizás porque no es una de las famosas estaciones del Voralberg, pero sea como sea, en un domingo cualquiera apenas tuvimos colas y en algunas ocasiones era sobrecogedora la soledad en la que nos encontrábamos en pistas.

Mercedes en una de las pistas de Brand

Mercedes en una de las pistas de Brand

En esta parte de la estación los remontes llegan a alcanzar los 2.000 metros de altura y la parte más baja se sitúa a poco más de 1.000 metros, en la base del telecabina Palüd, en el mismo Innertal, por lo que en esta parte podremos disfrutar de un desnivel esquiable de casi 1.000 metros.

Subida por la Glattjochbahn

Subida por la Glattjochbahn que da acceso al punto más alto de la estación.

Panorámica del final de la silla de Palüdbahn

Panorámica del final del telecabina Palüdbahn

Uno de los encantos de las estaciones alpinas, y en especial de las austriacas, es que por muy pequeño que sea el dominio, que no es el caso, lo que sí se tiene casi garantizado es un gran desnivel esquiable.

Pista paralela al Glattjochbahn

Pista paralela al Glattjochbahn

Esto también se cumple en Brandnertal, donde cada uno de los tres valles en los que se divide la estación, ofrecen un desnivel similar.

Aunque para ser sinceros, esta montaña tiene muchos llanos, sobre todo en la parte de Lorenzital que no permiten realizar una bajada continua de todo el desnivel lo que desvirtúa un poco esta pérdida de altura dividiendo el descenso en dos partes y resultando algo menos divertida que si el trayecto transcurriera en un continuo descenso.

Parte intermedia del valle de Lorenzi. Pista 9 del plano.

Parte intermedia del valle de Lorenzi. Pista 9 del plano.

Como ya he dicho, este desnivel en la zona de Innertal está cubierto por dos remontes, la ya mencionada silla de Glattjochbahn y el telecabina Palüdbahn, donde fácilmente a la salida de éste se puede enlazar con la entrada de aquél.

En la misma salida del Palüdbahn, se dispone de un pequeño telearrastre para que los menos expertos puedan disfrutar de sencillas bajadas en las que adquirir la habilidad necesaria para practicar este deporte.

Área de descanso en la media estación de Brand.

Área de descanso en la media estación de Innertal.

También dispone este subdominio de una pequeña zona preparada para la práctica del freeride, aunque algo desvirtuada debido a que este año no ha sido un gran año de nieves y a pesar que era practicable el fuera pista, éste no era muy disfrutable.

Dentro de este área también se dispone de un pequeño snowpark llamado Backyards, aunque no parecía muy motivador para aquellos devotos del freestyle, con unos módulos básicos y saltos que no entrañan especial dificultad.

Área de freeride a la derecha del remonte

Área de freeride a la derecha del remonte

Vista del telesilla Glattjochbahn desde la pista 6a

Vista del telesilla Glattjochbahn desde la pista 6a en la zona de Backyards.

Lo que sí puedo asegurar, a riesgo de equivocarme, es que el paisaje de esta zona de la estación es uno de los mejores paisajes alpinos que se pueden encontrar en una estación de esquí.

Pistas altas de Brand.

Pistas altas de Brand.

Se tiene la sensación de estar en todo momento esquiando sobre un inmenso jardín de nieve decorado por las imponentes paredes de la roca del Mottaberg que le imprimen un carácter y una personalidad única.

Sillas de la Glattjochbahn

Sillas de la Glattjochbahn y al fondo el Mottaberg.

Cursillos en la zona de Brand

Cursillos en la zona de Brand

Cursillos en la zona de Brand.

Cursillos en la zona de Brand.

Accediendo a la parte baja de Innertal

Accediendo a la parte baja de Innertal

Un auténtico jardín de nieve.

Un auténtico jardín de nieve.

Me cautivó tanto el paisaje que por mucho que lo intentaba no podía dejar de hacer fotos.

Vistas desde la parte de Innertal

Vistas desde la parte de Innertal

Bajando hasta la base

Bajando hasta la base del Innertal el sol intenta saludarnos.

A pesar de ser un mal año de nieve para esta zona austriaca, tuvimos suerte y este primer día nevó durante la noche lo que nos permitió disfrutar de una nieve recién caída que facilitaba nuestras trazadas creyéndonos auténticas figuras del esquí y sobre todo, sintiéndonos como tales por muy alejada que fuera la realidad.

Tramo de la pista 11 que nos deja en Innertal

Tramo de la pista 11 que nos deja en Innertal

Parte intermedia de la pista 11

Parte intermedia de la pista 11

Este segundo tramo que nos lleva a la base de Innertal tiene un intinerario alternativo (el número 14 del plano), pero no merece mucho la pena adentrarse en el mismo porque el tramo es corto y además nos deja en la carretera de acceso al lago Lüner, de forma que la única opción de volver a remontarse es andar un buen tramo por la carretera o esperar a que pase un esquí-bus y nos deje en la base de alguno de los dos telecabinas de Brand o Innertal.

Tramo de la pista 11 que nos deja en Innertal

Tramo de la pista 11 que nos deja en Innertal

Parte intermedia de la pista 11

Parte intermedia de la pista 11

Tramo de la pista 11 que nos deja en Innertal

Tramo de la pista 11 que nos deja en Innertal

Para volver al valle central que nos deja en Brand, es necesario subir hasta la cima de la estación y de ahí tomar la pista número 9 que discurre por Lorenzital.

Vistas a la montaña que da al valle de Lorenzi

Vistas a la montaña que da al valle de Lorenzi

En este trazado de regreso es posible ver un montón de cabañas (hüttes), auténticos refugios montañeros, que tenían hasta una numeración, entiendo que para que sea posible enviar el correo. Algunas eran auténticas joyas.

Hütte en mitad de la pista 9 en Lorenzital

Hütte en mitad de la pista 9 en Lorenzital

No se a ciencia cierta cuál es la funcionalidad de estas cabañas, pero mi imaginación hecha a volar y entiendo que son refugios de cazadores o casas agrícolas o de labor que se utilizan en cuanto el manto blanco da paso a los verdes prados que seguro brotan en la zona.

Tramo intermedio de la pista 9 que nos lleva a Brand

Tramo intermedio de la pista 9 que nos lleva a Brand

Para cambiar a la zona de Bürserberg, hay que hacerlo mediante un magnífico teleférico situado en la parte intermedia de la zona central de Brand, el Panoramabahn, también abierto en verano y estoy seguro que ofrece a sus ocupantes unas magníficas vistas.

Panoramabahn. Fuente: Brandnertal.at

Panoramabahn. Fuente: Brandnertal.at

A la salida de este teleférico, siguiendo por la pista 21 se llega al Rufana Alp, un acogedor restaurante de montaña que como oferta estrella, celebran todos los viernes a partir de las 19.00 h. la noche de las Foundies para la que es necesario una reserva previa.

Inusual acompañamiento para la Foundie

Inusual acompañamiento para la Foundie

Foundie. Exquisitez típica del Voralberg

Foundie. Exquisitez típica del Voralberg

Un sitio en el que además de disfrutar de sus joyas gastronómicas, ofrece alojamiento, permitiéndonos un increíble concepto de ski-in/ski-out en mitad de la montaña.

Acabados en madera del hütte Rufana Alp

Acabados en madera del hütte Rufana Alp

La zona de Bürserberg es un poco más pequeña que la zona de Brand, pero a cambio, aquí las remadas son prácticamente inexistentes, sólo necesarias a la salida de la silla Loischbahn, una silla que no podemos decir que sea precisamente moderna.

Subida por el Loischbahn

Subida por el Loischbahn

Y gracias precisamente a la antigüedad de la silla, y a su ritmo de remontada calmado y sosegado, se puede disfrutar del paisaje y del silencio hasta que éste es interrumpido por por una histriónica algarabía de vociferantes españoles. Ni más ni menos que Puros y sus amigos. Increíble, encontrarse con estos personajes con lo grande que es el Voralberg en la misma estación, el mismo día, en el mismo remonte y a la misma hora.

Por supuesto, hicimos un par de bajadas juntos y quedamos para el día siguiente, pero eso será otra historia. De momento continuaré describiendo esta estación.

A pesar de la antigüedad del remonte, su cima, situada a 1.860 metros, nos da acceso a una salvaje pista negra que hace que bajar cualquier intinerario se convierta en en un juego de niños en comparación.

También se puede acceder a la pista 21 que nos permite bajar hasta el mismo pueblo de Bürserberg o enlazar de nuevo con el Panoramabahn para que nos lleve de vuelta a Brand.

Tramo intermedio de la pista 21 en Bürserberg

Tramo intermedio de la pista 21 en Bürserberg

Antes de volver, hicimos una bajada hasta el pueblo y resultó que a mitad de bajada habían colocado unos carteles indicando que la pista estaba cerrada por falta de nieve. Esto es un problema porque a la altura en la que habían colocado los carteles de advertencia no existía ningún remonte que nos permitiera desistir en la bajada, por lo que tuvimos que descender obligadamente por dicha pista.

Aunque realmente las pistas, más que cerrarlas, lo que hacen es no recomendarlas. Un cartel de “Nicht möglich” que significa no deseable te indica que si te adentras en la misma puedes tener problemas con la nieve.

Bonito detalle que encontré en todas las estaciones del Voralberg, ya que el cierre de pistas se debe más a la falta de nieve o al mal estado de la misma que a la existencia de un peligro real.

Jardín de nieve en Bürserberg

Jardín de nieve en Bürserberg

Y para cuando cae la noche, existen muchas alternativas. El pueblo de Brand disponía de supermercados, tiendas de esquí, también dispone de una pista de hielo y, por supuesto, apreski.

El pueblo de Bürserberg sin embargo parecía más tranquilo y con menos ambiente, pero en cambio es en esta zona donde se puede disfrutar de un magnífico descenso nocturno en trineo, actividad que quisimos practicar el último día de nuestro viaje aprovechando que teníamos que devolver los esquís, pero al final desistimos porque estaba lloviendo y presumiblemente no íbamos a disfrutar de esta actividad.

Si pasáis unos días en esta estación, podéis ver en el plano de la estación que al final del valle hay un teleférico que da acceso al lago Lüner uno de los mayores lagos en altura de Europa.

Pues bien, si alguien viaja con algún familiar o amigo que no esquía deberéis tener en cuenta que este remonte se cierra en invierno, limitando su funcionamiento a los meses que van de mayo a octubre.

Si éste es vuestro caso, se ofertan infinidad de alternativas al esquí, como el ya mencionado patinaje sobre hielo, las bajadas en trineos, paseos invernales por rutas de montaña debidamente marcadas, o lo que han llamado el trineo-safari (rodelnsafari) que consiste en un intinerario para deslizarse en trineo, pero con algunos tramos en los que hay que ir andando, una auténtica excursión que va más allá de una simple bajada y que presumiblemente llevará un día completo su práctica.

Y hasta aquí la descripción de la primera de las estaciones que visitamos en esta agreste región austriaca.

Como valoración final, diré que es una estación ideal para familias, donde la parte de Brand e Innertal permiten la enseñanza con gran seguridad para los más pequeños y la parte de Bürserberg es algo más exigente aunque sin llegar a ser una estación para esquiadores extremos que deberán buscar otros destinos más acordes a sus gustos.

También es perfecta para días de mal tiempo porque sus pistas están bien protegidas por todas las montañas que le rodean, además es ideal para días de gran afluencia porque para ser domingo apenas encontramos a gente en toda la estación.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Voralberg - Sol y toros. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s